Todos los años, la empresa Pantone, que se dedica a la identificación del color, propone el tono del año. Predicen las tendencias de color para las próximas temporadas. Y este año, no es la excepción, la nueva estrella es una tonalidad verde – amarillo, denominado Greenery, pretendiendo evocar los primeros días de la primavera y todo lo relacionado con la naturaleza.

Según LeatriceEiseman, Directora Ejecutiva del Pantone Color Institute, describe la elección del nuevo color de la siguiente manera: “Greenery irrumpe con fuerza en 2017 y nos ofrece la confianza que anhelamos en el tumultuoso contexto social y político en el que vivimos. Al satisfacer nuestro deseo creciente por rejuvenecer, revitalizar y unir, Greenery simboliza la reconexión que buscamos con la naturaleza, con nosotros mismos y con un sentido más amplio de nuestras vidas”.

Este tono del 2017 es un color neutro, un tono versátil y que traspasa cualquier estación, va más allá y puede prestarse a muchas combinaciones cromáticas, creando así múltiples aplicaciones dentro del diseño y la decoración.

El Greenery lo podés usar de diferentes formas, ya sea pintando una pared dentro de un espacio, con elementos decorativos que le brindan frescura al lugar, con macetas, centros de mesa, jardines interiores que estén dentro de esta gama; o para la habitación se pueden usar en los acolchados, almohadones, etc.. En fin; las formas de agregar detalles de este color son infinitas y agregan toques modernos y frescos dentro de un espacio.

Este color presenta también una particularidad, y es la gran variedad de combinaciones que se pueden hacer con la gama cromática del color. Funciona con diferentes texturas como las maderas, pero también convive perfectamente con colores más terrosos y con gamas monocromáticas que hacen de Greenery el verdadero protagonista.